alba

La adhesión de Ecuador, San Vicente y las Granadinas y Antigua y Barbuda a la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), se traducirá en un nuevo paso hacia la integración por parte de los países miembros de esta iniciativa que busca hacer frente al afán dominante de los Tratados de Libre Comercio (TLC). En esta oportunidad el histórico campo de Carabobo en Venezuela sirve de escenario para la consolidación de una América Unida, según han coincidido los jefes de Estado y de Gobierno que asisten a esta VI Cumbre Extraordinaria.

albapresidentes1El histórico Campo Carabobo, ubicado a 130 kilómetros de Caracas, sirve como escenario para la instalación este miércoles de la VI Cumbre Extraordinaria de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), que en esta oportunidad celebra la adhesión de tres nuevos miembros.

Para las deliberaciones, fue escogida la vecina ciudad de Maracay, al centro del país, donde Ecuador, San Vicente y las Granadinas y Antigua y Barbuda se suman desde este miércoles a la agrupación que ya incluye a Bolivia, Cuba, Dominica, Honduras, Nicaragua y Venezuela. Asimismo, la Cumbre contará con la presencia de Paraguay y Granada como observadores.

A su llegada el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega reconoció “el enorme papel que juega este pueblo para construir un nuevo espacio económico, político y social, un modelo alternativo frente a lo que es el capitalismo salvaje”.

Ortega dijo que cuantos más socios se adhieren, más fortalecemos la unidad, la integración en este nuevo espacio económico, comercial, político y de valores donde está el elemento justicia, solidaridad, complementariedad, donde el mercado no es el instrumento sino que es la justicia lo que prevalece en el intercambio entre los pueblos”.

La iniciativa del ALBA se incluye en una serie de mecanismos de cooperación de nuevo tipo, más allá del comercio, entre los cuales se cuentan Petrocaribe, que en una cumbre este mes ratificó sus perspectivas de cooperación energética.

En opinión del presidente venezolano, Hugo Chávez, Petrocaribe y ALBA son mecanismos dinámicos que se complementan e integran como instrumentos de unidad y colaboración económica y social a nivel regional.

Una de las propuestas analizadas en la cumbre del pacto energético en San Cristóbal y Nieves fue la integración de ese mecanismo con el Banco del ALBA para darle mayor potencial económico a las iniciativas.

Más allá del comercio la propuesta del ALBA y Petrocaribe busca respaldar el desarrollo sustentable en la región con fuerte impulso a la producción de alimentos para garantizar la soberanía alimentaria, además de un marcado contenido social.

En opinión de Chávez, la ampliación de la agrupación a nueve miembros, muestra la fortaleza del que definió como “espacio de construcción del proyecto nuevo (…) aun cuando no es el único, el núcleo más dinámico” de la integración y la unidad regional.

Por su parte, el presidente de Ecuador, Rafael Correa, destacó que la importancia del ALBA radica en la oportunidad que este mecanismo de integración regional representa para construir una América Unida.

Precisó que la mayor ventaja de pertenecer a este bloque de países es que las naciones que lo integran tienen el espacio para defender, a una sola voz, los intereses de la región y así construir un nuevo orden en el mundo.

Dijo que su ingreso a este grupo viene a consolidar el espacio integracionista que desde hace algunos años han venido promoviendo los países que hasta ahora conforman esta iniciativa del presidente venezolano, Hugo Chávez Frías.

La cumbre coincide con la conmemoración de la Batalla de Carabobo, evento que selló la independencia de Venezuela, de España, el 24 de junio de 1821.

www.rebelion.org
Marcos Salgado


Print Friendly